El alcalde de Sevilla, Juan Espadas, y el delegado de Bienestar Social, Empleo y Planes Integrales y responsable del área de Cerro Amateur, Juan Manuel Flores, visitaron hoy el edificio que albergará el nuevo centro de referencia en diversidad funcional de Su Eminencia. Se trata de un proyecto impulsado por la Fundación Doña María (Fundomar) tras llegar a un acuerdo con el Ayuntamiento para bloquear el uso de los edificios construidos en la calle Portobelo para un equipamiento social que finalmente quedó abandonado y en desuso. Las obras están en curso y ya se ha completado la primera fase de adecuación del inmueble. Ahora, comenzarán los trabajos de ampliación de las instalaciones antes de su puesta en servicio.

Esta iniciativa forma parte del plan integral de esta área de la ciudad y de la estrategia de accesibilidad de la ciudad, y contribuirá a la dinamización y reactivación de Su Eminencia, así como a dotar de nuevos equipamientos para la ciudad para personas con diversidad funcional en el ante la escasez de recursos existentes. Así, para este nuevo centro está prevista la contratación de hasta 95 personas y una inversión inicial que podría llegar a los 2 millones de euros cuando se complete la ampliación de las plazas.

“Gracias al compromiso de Fundomar, hemos podido agregar equipos abandonados y brindar una gran oportunidad para el vecindario. Este edificio tenía que ser un centro de referencia en diversidad funcional como lo hemos conseguido a través de este convenio ”, explica el alcalde de Sevilla, Juan Espadas, que recorrió el centro con el presidente del Patronato, José Vázquez Pena, y el director de la Fundación, Pedro Vázquez Rojas.

En el marco del proyecto avalado por los servicios de Bienestar Social y Urbanismo, el nuevo centro de referencia de diversidad funcional contará con un residencial y otro como centro de día e incorporará una amplia cartera de servicios, un programa de centro de formación profesional y la escuela de atención a la dependencia; un observatorio de diversidad funcional y una estrategia de integración y coordinación con entidades y colectivos que operan en la ciudad con accesibilidad.

Este proyecto de Fundomar incorporará, dentro de la estrategia de innovación social de la entidad en conjunto con el Ayuntamiento, una unidad de atención a sordociegos, un centro de formación en atención a la dependencia, un centro de menores para discapacitados, una unidad de cuidados paliativos, una unidad de ictus o una unidad de daño cerebral. .

La entidad ha finalizado la primera fase de obras de adecuación del edificio abandonado y ahora se embarca en una segunda fase destinada a ampliar las instalaciones y poder acoger un mayor número de plazas. Cuando esté terminado, se puede poner en servicio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *